Buscar noticias

Por título o palabra clave

Compartir noticia:

Escuela de Salud Pública

Director ESP participa en entrega del informe de la Comisión Asesora Presidencial a la Presidenta Bachelet

Integrantes de la Comisión Asesora Presidencial

Integrantes de la Comisión Asesora Presidencial

Dr. Óscar Arteaga participó en la entrega del informe de la comisión

Dr. Óscar Arteaga participó en la entrega del informe de la comisión

Dr. Óscar Arteaga junto a la Presidenta Michelle Bachelet

Dr. Óscar Arteaga junto a la Presidenta Michelle Bachelet

"Esta es una propuesta absolutamente responsable que se sustenta en la posición del conjunto del comisionado que parte asumiendo que se requieren cambios estructurales. 16 de los 18 integrantes tiene el acuerdo que se requieren cambios estructurales para poder avanzar hacia un sistema que efectivamente se haga cargo de lo que nos pasa como sociedad y en ese contexto analizamos el desarrollo de distintas alternativas", señala el Dr. Óscar Arteaga.

El objetivo del trabajo que realizó la comisión, creada el 14 de abril de 2014, es proponer un proyecto de reforma al aseguramiento de la salud en Chile, que aborde los problemas de discriminación por riesgo y segmentación existentes; controlar las alzas de precios y su variabilidad; regular planes en cuanto a beneficios y co-pagos; y entregar una propuesta que considere una mirada global del financiamiento del aseguramiento y prestadores.

Según el Dr. Óscar Arteaga, director de la Escuela de Salud Pública UCh e integrante de la comisión, “se elaboró una propuesta de mayoría y una propuesta alternativa de minoría, puesto que hubo una diferencia fundamental entre dos visiones de futuro. La primera propone, en el mediano plazo, la existencia de un seguro público único y la existencia de seguros privados voluntarios, suplementarios y/o complementarios y la propuesta alternativa propone un esquema de multi-seguros de libre elección”.

Sobre el tema de costos, menciona que “se recibió la atención debida y hubo simulaciones de precios respecto a lo que se propone como plan de seguridad social. Resulta que a precios de Clínica Dávila y del Hospital Clínico UCh, la propuesta se sustenta sólo con el 7%. Como la cotización promedio que hay en el sector isapre ya supera el 10%, todavía hay espacios para poder financiar arreglos distintos que agreguen al plan de seguridad social, por ejemplo, la opción de que las personas puedan optar por otras redes de prestadores a través de un mecanismo que se conoce como prima comunitaria. Es decir, es un monto fijo para todas las personas que se adscriban a esa oferta de plan de seguridad social con una determinada red de prestadores, independiente de que sean hombres o mujeres, jóvenes o adultos mayores; todos van a pagar lo mismo. Lo que se preserva en la propuesta son los valores de la seguridad social, tanto en el financiamiento a través del 7%, como esta prima comunitaria, que va a ofrecer la posibilidad de optar entre distintas redes de prestadores y todo eso es perfectamente financiable”.

Respecto al tema del lucro, “fue un tema complejo, evidentemente, porque habían distintas miradas. Esto no tiene que ver con cómo se ha tratado de banalizar la discusión: con temas ideológicos, sino, son temas doctrinales, porque muchos de los que estábamos en la comisión defendíamos la doctrina de la seguridad social que no es sino un sistema de protección para el conjunto de la población frente a los estados de necesidad que esta tiene. Lo que queremos es avanzar hacia un arreglo que sea el de un país de clase mundial”. Agrega que los dos diseños propuestos para el futuro -un fondo único con seguro único (propuesta de mayoría) o con un fondo único con operadores distintos o multiseguros (propuesta de minoría)- “estamos hablando de arreglos de seguridad social. Lucrar con la cotización obligatoria para la salud no está en cuestión en la propuesta de la mayoría: no se acepta que se pueda lucrar con aquello.

Sin embargo, en la transición, desde donde estamos hasta llegar a esa situación futura deseada, en 10-15 años más, se entiende que habrá que aceptar que las isapres puedan seguir lucrando con los seguros que ofrecen en términos del plan de seguridad social, más las primas comunitarias, que la comisión denominó seguros complementarios”.

Cabe destacar, que tras la entrega de este informe y las decisiones que tome la Presidenta Bachelet en relación a las alternativas planteadas, se elaborará un proyecto de ley que recoja los elementos que a juicio del ejecutivo son relevantes para su eventual aplicación.

Los 18 integrantes de la comisión, en un trabajo de 6 meses, acordaron que la búsqueda de alternativas de solución debía orientarse hacia avanzar en la construcción de un sistema de seguridad social para el conjunto de la población. Sobre esta base, se valoró la solidaridad como un principio básico de seguridad social, en cualquier diseño del problema. Asimismo, establecieron los requisitos mínimos que debe cumplir el aseguramiento en salud en los siguientes términos:

* Universalidad del sistema: Todos y todas tienen los mismos derechos en materia de salud;
* Financiamiento solidario del sistema;
* Prestaciones amplias y universales, de carácter integral, incluida la atención primaria, como modelo de trabajo sanitario y no sólo como puerta de entrada al sistema;
* Mecanismos de compra que aseguren eficiencia y eficacia sanitaria;
* Afiliación abierta y no discriminatoria (libre elección de institución aseguradora);
* Seguro de largo plazo para todo el ciclo vital; y
* Evaluación comunitaria de riesgos para la fijación de primas.
La visión mayoritaria a futuro es la de un Fondo Único con Seguro Nacional de Salud y seguros privados complementarios voluntarios regulados y, la visión minoritaria planteó el establecimiento de un fondo con multiseguros, que también es otro tipo arreglo de seguridad social.

La propuesta de reforma es entendida por la Comisión, como un periodo de adaptación a un nuevo escenario futuro tanto de las ISAPRES como de FONOSA y el sector privado y público prestador. Durante este periodo, se deben establecer condiciones que garanticen mayores niveles de solidaridad, equidad y eficiencia para el conjunto del sistema de aseguramiento en salud, mecanismos para terminar con pagos asociados a riesgos individuales de salud, incluyendo el mismo precio de primas con independencia del sexo y edad. Además se crean las bases para que en el futuro se tenga un sistema integrado, de acuerdo a alguno de los modelos de seguridad social discutidos en las respectivas propuestas.

Sandra Vargas B.

Viernes 10 de octubre de 2014

Compartir:
http://uchile.cl/sp105989
Copiar

Enviar

Nombre Destinatario:
E-mail Destinatario:
Su nombre:
Su e-mail:
Comentarios: